Usuario - - Acceso de usuarios
Martes - 25.Septiembre.2018

FEAGA
Federación de Autónomos de Galicia FEAGA Quen Somos
Donde esta la Federación de Autónomos de Galicia A Nosas Sedes
Asociaciones de Autónomos Asociaciones
Artículos del Presidente Artículos
Contacto con la Federación de Autónomos de Galicia Contacto
fondos feaga Fondos Públicos
Actividades
BOLETÍN INFORMATIVO FEAGA
CONVENIOS
Noticias sobre los Autónomos
                          leis Para o Autónomo
Enlaces de Interés
Obxectivos
Ofertas para Asociados Autónomos
Emprego
Ofertas de Cursos
Servicios para autonomos en Galicia
GALERIA
PREVENCIÓN DE RISCOS LABORAIS
FEMAGA LUGO 2018
FEDERACION GALEGA DE COMERCIO
PROPUESTAS FEAGA 2015
FEIRAS DE MOSTRAS
LA HORA DEL AUTÓNOMO
PÁGINA 13. LA HORA DEL AUTÓNOMO
LIBER ESTUDIO JURÍDICO
Programa de radio
PORTAL DO COMERCIANTE GALEGO
SÍGUENOS EN FACEBOOK
Estás en: FEAGA > Artículos

ultima hora 650x130

LA QUE SE AVECINA…A LOS AUTÓNOMOS

ver las estadisticas del contenido enviar a un amigo

LA QUE SE AVECINA…A LOS AUTÓNOMOS

Es una hilarante serie de televisión, pero también es el comienzo de una frase, no tan hilarante, que define aquello a lo que estamos abocados a vivir, si nadie lo remedia, en los próximos tiempos.

La Ministra de Economía, Nadia Calviño (quizá lo mejor de este gobierno imposible de recordar, de tantos como son), ha alertado en Bruselas de los peligros que se ciernen sobre nuestra economía:  ha modificado el objetivo del déficit público para este año hasta el 2’8%, lo que significa que difícilmente bajará del 3%; también ha reconocido una deuda pública imposible de devolver, el 133% del P.I.B. Si a ello unimos une endeudamiento fuera de control (el 4’6% del PIB en 2.018), un sistema de pensiones quebrado (sostenido este año con deuda, porque lo que había en el “cerdito” que rompió M. Rajoy ya se ha gastado); la subida del precio de la energía (que afecta al consumo de productos básicos, como la ropa o el calzado, el transporte, la luz, calefacciones, etc.) y el fin de la compra de nuestra deuda por parte del Banco Central Europeo a finales del presente año, y la subida de tipos de interés inevitable en 2.019, definitivamente, caminamos hacia un colapso.

El problema es que la Ministra Calviño analiza bien y mucho, pero mandar, manda poco. Quién sí manda  mucho  y mal, es la Ministra de Hacienda, la Señora Montero, la Vampiresa de la Bética, que tras lograr situar a Andalucía como la C.A. con mayor presión fiscal y una renta media inferior al 75% de la renta media estatal, ahora está dispuesta a repetir los  “éxitos”, y trasladar los resultados a todo el territorio disponible, y por tanto, ya ha anunciado que no esté por la labor de actuar sobre el gasto (para reducirlo, como sería menester), sino que pretende actuar sobre los ingresos, para aumentarlos, naturalmente, a costa de las clases medias, familias, pymes y Autónomos. Nada de eliminar duplicidades, nada de eliminar empresas públicas, asesores, etc.; de reducir ayuntamientos ya nos hemos olvidado; nada de eliminar televisiones autonómicas, ni “defensores del pueblo”, ni chiringuitos creados para la pseudo gestión de los asuntos más variopintos… Nada de nada.

La clase media, conviene recordarlo, es  la que soporta la economía; está formada por un conjunto de personas (organizadas en familias, mayormente) cuya renta está comprendida entre el 75% y el 200% de la renta media. Es esta clase media, la que se formó en España, en la época reciente, en el período comprendido este finales de los 50 y principios de los 80 del siglo pasado, y que ha posibilitado el enorme desarrollo económico que vivimos en aquellos años, y que nos situó como octava potencia económica del mundo (hoy somos la 16ª), y con un peso de la industria sobre el P.I.B superior al 35 %  (ahora a duras penas alcanza el 15%), y los mayores niveles de empleo y convergencia con Europa en términos económicos.

En los últimos 30-40 años, todo lo que hemos vivido es una sucesión de gobiernos de izquierda, de derecha y medipensionistas, que han ido ( salvo alguna honrosísima excepción) acumulando subidas impositivas hasta alcanzar con el Vampiro Montoro (que en gloria esté), un nivel de expolio que se puede calificar de auténtico terrorismo fiscal (estamos sufriendo una presión fiscal de casi un 50%), con el agravante de haber engañado  a sus votantes, que eligieron a su jefe Mariano para hacer justamente lo contrario, o sea, bajar los impuestos y reducir el gato público. Frente a esta promesa, lo que nos encontramos fue la mayor subida de impuestos de la historia reciente, y además la utilización de la Agencia Tributaria como una máquina trituradora de vidas y haciendas particulares; todo ello para salvar al Estado a costa de los ciudadanos. Hay algunos que aun pensamos que hubiera sido mejor salvar a los ciudadanos y dejar hundir al Estado… Siempre podríamos construir otro.

Ahora, llegados a este punto, tenemos a P. Sánchez  al frente de una cohorte de Ministros, Ministras y Ministres, dispuestos a rematar la faena y terminar la labor comenzada por sus predecesores, que se basa en los siguientes tres puntos (no juzgo, solo describo lo que yo veo, ¡ojo!):

1.- la destrucción de la clase media, que va viento en popa, para ser sustituida por la proletarización absoluta de la inmensa mayoría de la población.

2.- La destrucción de la libertad de enseñanza, sustituida por un adoctrinamiento de tipo sectario.

3—La destrucción de la unidad nacional, para ser sustituida  por una “nación de naciones”, en el que cada parte tenga “derecho a decidir”.

Centrándonos en el capítulo económico (los otros puntos los dejo para otros), el Gobierno anuncia una subida de impuestos para robarle a la gente unos 32.000 millones de euros más. Y, como no podría ser de otra manera, el peso recaerá sobre la clase media, familias, pymes y Autónomos, a través de la subida del I.R.P.F. Además, se anuncia un impuesto a la banca, que pagarán los clientes, una tasa a las tecnológicas, que pagarán los clientes, subidas del impuesto de sociedades, que pagarán los trabajadores (con menos empleo o menores salarios) o producirán la deslocalización hacia lugares más benignos o menos agresivos.

Se pretende también recuperar los impuestos de sucesiones y patrimonio, dos auténticos robos a la gente, que han de pagar 2 y hasta 3 veces por un bien que ya es suyo y por el que ya se pagó cuando se adquirió.

Y LOS AUTÓNOMOS, ¿QUÉ?

Pues fastidiados. Independientes, pero pobres. Con esta acumulación de robos que sufrimos por parte del Estado, los ingresos de los Autónomos (ingresos medios) apenas alcanzan el SALARIO MÍNIMO INTERPROFESIONAL. En el año 2.016, según la Agencia Tributaria, la ganancia media de los Autónomos por su actividad económica se situó en 9.917 €, 745 € por encima del Salario Mínimo, que era entonces de 9.122 €. ¡Una fortuna!

Pero es que todavía es peor. Ese cálculo está realizado sin descontar la cuota de Autónomos que obligatoriamente han de pagar los Autónomos al RETA, y que hace que la cifra de ingresos medios se sitúe en 6.713 €, muy por debajo del umbral de la pobreza.

Según la Agencia Tributaria, en ese mismo año 2.016, las Actividades Económicas de los Autónomos han generado una cifra de 28.938 millones de euros. La descompensación entre lo que los Autónomos generamos y lo que percibimos es, sencillamente, enorme.

Luego se extrañarán de que más de la mitad de los Autónomos no tengan asalariados a su cargo. ¿Y cómo van a tenerlos, si el Estado se queda con todo nuestro dinero?

La crisis de los últimos diez años se llevó por delante a más del 6% del tejido productivo (en cifras netas), y los que se mantuvieron lo hicieron a costa del  empleo, prescindiendo de sus trabajadores. Y todo el empleo perdido ha sido sustituido por una burbuja de emprendimiento que ahora se ve que era artificial. Los nuevos negocios fracasan y cierran una vez  finalizado el período de las tarifas planas y demás. Solo 2 de cada 10 nuevos negocios o actividades subsisten a este período.

La que se avecina es fina. El Estado obeso nos ha caído encima y nos ahoga pos aplastamiento. Y nadie nos defiende. Unos porque no quieren, otros porque no pueden, y otros porque no les dejan.  Y los que decían querer y poder, nos engañaron… Se pusieron al lado de los que no quieren y ya se ha visto lo que ha ocurrido… Si Tú te limitas a ser una copia de otro, por cobardía o por ignorancia, al final, mejor siempre el original, que al menos hace lo que cree. Hasta para hacer el mal hay que servir.

Veremos.

A Coruña, 22 de agosto de 2.018

FRANCISCO JAVIER PÉREZ BELLO

ABOGADO EN “LIBER ESTUDIO JURÍDICO”

PRESIDENTE DE LA FEDERACIÓN DE AUTÓNOMOS DE GALICIA. 

08/09/2018 ir arriba

Creado con
GestionMax
CENTRO DEMOSTRADOR TIC DE GALICIA   novidades   contacto   política privacidad   Protección de datos   buscador   ayuda   mapa web   
Federación de Autónomos de Galicia - CIF. V-15.440.639 | Rúa Costa da Unión, 3 - 1º D - 15005 A Coruña (Galicia). - Tlf.:881 250 312 - 646 840 607
Produce i latina software, s.l. - iLatina